La política peruana atraviesa por uno de sus momentos más complejos, con todos sus expresidentes vivos investigados por casos de corrupción o genocidio en el caso de Fujimori y un presidente en ejercicio sin gran poder real, descansando en buena parte de lo que diga el Congreso, dominado por el fujimorismo y el Apra de Alan García. 

Y desde el Parlamento se está tratando de cocinar un proyecto de ley que busca sacar de carrera a eventuales adversarios políticos de izquierda y que ya dejó por fuera a estos grupos de las elecciones regionales y municipales de este año ajustando a términos imposibles los plazos de inscripción.

La segunda parte del plan es poner la lápida a los outsiders mira en grande -con el apoyo del partido populista Alianza para el Progreso- para dejar fuera de carrera a los dos principales competidores por la presidencia del 2021: Julio Guzmán y Verónika Mendoza, candidata de izquierda que estuvo a punto de sorprender en las últimas elecciones.

En la Comisión de Constitución del Parlamento se está debatiendo un proyecto de ley presentado por el legislador Mauricio Mulder -Apra- que quiere imponer como requisito la militancia previa de tres años en un partido para poder postular al Congreso o a la Presidencia.

“Para adquirir el derecho a postular (…), el afiliado debe contar con al menos (…) tres años de inscripción (en el partido político), para congresista de la República, representante al Parlamento Andino o presidente de la República”, señala textualmente esta iniciativa legislativa.

Si la propuesta es aprobada tal cual, automáticamente quedarían fuera de carrera Julio Guzmán y Verónika Mendoza, quienes se encuentran en proceso de inscripción de partidos políticos y no alcanzarían el plazo de los tres años previos de militancia.

Una propuesta similar corresponde a Richard Acuña, del partido Alianza para el Progreso. La fórmula legal tiene el mismo objetivo que el proyecto de Mulder.

“Para inscribirse como candidatos, los afiliados deben contar como mínimo con tres años de inscripción a la organización política”, se lee en su proyecto de ley.

Acuña nos hizo llegar una nota de prensa en la que indicó que el objetivo es el fortalecimiento de los partidos para que cumplan con sus propuestas electorales -cueck-, además de subrayar que la norma tendría vigencia para los comicios del 2021 y no en los regionales y municipales de este año.

En conversación con el diario peruano La República, Rodolfo Pérez, personero del Partido Morado de Julio Guzmán, apuntó que esta organización ya presentó los documentos ante los organismos electorales y están en proceso de inscripción. Ya anteriormente el propio Guzmán protestó contra este proyecto y subrayó que los partidos “se mueren de miedo de que nuevos actores entren a la política”.

Por su parte, Alberto Quintanilla, congresista de la bancada de Nuevo Perú, que lidera Verónika Mendoza, manifestó que Mulder, “como líder del ala más dura de la coalición del fujimorismo y el Apra, está buscando cerrar el espacio político a otros actores”. En tal sentido, adelantó que su organización insistirá en debatir otras iniciativas para el verdadero fortalecimiento de los partidos.

 

Opina que es gratis