El caso del actor Kevin Spacey, acusado de abuso sexual y quien dejó una carrera en el cine y las series por esos hechos, tiene un tono más complejo por el reciente sucidio de una de las personas que lo acusó.  

Se trata de Ari Behn, quien se quitó la vida el  pasado 25 de diciembre. Behn, quien fue esposo de la princesa de Martha Luisa de Noruega, quien reveló que Spacey lo tocó de manera inapropiada en el 2007. Behn era escritor y lidió con problemas mentales durante mucho tiempo, pero no fue el único que se suicidó y estaba relacionado con el caso de Spacey.

Según información que ya se dio a conocer en medios digitales, un hombre que uso el seudónimo de John Doe, también se suicidó. Doe también había denunciado que el protagonista de la serie House of Cards acarició sus genitales en dos ocasiones en el 2018.

La extraña coincidencia le da un tono más sombrío al caso del actor que tuvo que retirarse de su carrera como actor ante las denuncias y el escándalo por un presunto abuso sexual en Los Ángeles e Inglaterra.

Aunque las situación realmente explotó en el 2017 cuando el actor Anthony Rapp, dijo que Spacey quiso abusar de él en 1986, cuando tenía 14 años, en el hogar del actor.

A eso se suma el extraño mensaje en YouTube que dio el interprete antes de la Nochebuena al que tituló KTWK, (haciendo referencia a la frase “Mátalos con bondad (por sus siglas en inglés), emulando a su famoso personaje de House of Cards

“Realmente no pensaron que me iba a perder la oportunidad de desearles una feliz Navidad, ¨verdad?”, dice en un video que ya fue visto por más de 4 millones de personas. 

Opina que es gratis
No Hay Más Artículos