Otro 15 por ciento de las compañías se vio obligado a reducir su fuerza de trabajo como una medida para enfrentar el impacto de la pandemia

De acuerdo con la encuesta COVID-19: impacto en los negocios y los beneficios en América Latina, otro 15 por ciento de las compañías se vio obligado a reducir su fuerza de trabajo como una medida para enfrentar el impacto de la pandemia, y un tercio redujo sus presupuestos para incrementos salariales.

De las organizaciones encuestadas, aproximadamente 60 por ciento prevé un impacto de moderado a grande en sus resultados financieros en los próximos seis meses.

En la encuesta participaron 649 empresas de diferentes países, de las cuales 66 por ciento opera en diversas economías. En total emplean a 1.5 millones de trabajadores.

En México, más de 91 por ciento de las empresas se vio afectado por el COVID-19, y menos de 10 por ciento recibió algún tipo de apoyo, lo cual las llevó a recortar empleos y reducir salarios, según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Gustavo Boletig, CEO de SalaryFits para México, comentó que ante el clima de incertidumbre económica por la pandemia de COVID-19, los trabajadores están buscando opciones para enfrentar imprevistos o nivelar sus ingresos.

Por ello consideró que es un buen momento para que las compañías amplíen su espectro a otro tipo de prestaciones que no les signifiquen ningún costo, pero que generen entre sus empleados lealtad certidumbre.

Por ejemplo, a través de la plataforma tecnológica de SalaryFits, el sector patronal puede otorgar beneficios a sus empleados enlazándolos a empresas que les otorgan préstamos vía nómina o compras a crédito a tasas bajas, apoyándolos a que tengan estabilidad financiera durante la pandemia y mejoren sus hábitos de gasto, ya que a la vez controla el sobreendeudamiento.

Opina que es gratis