El presidente Iván Duque presidió la ceremonia de ascensos militares este martes en la Escuela de Cadetes General José María Córdova, en Bogotá; no obstante, el evento no fue ajeno a los cuestionamientos.

José Miguel Vivanco, director para las Américas de Human Rights Watch, aseguró que “el gobierno colombiano nombró en cargos importantes del Ejército a oficiales que podrían estar vinculados a casos de falsos positivos”, y dio varios nombres con los hechos por los cuales al parecer se les investiga.

Por ejemplo, habló de “Edgar Alberto Rodríguez Sanchez, quien será el nuevo Comandante del Comando de Educación y Doctrina. Entre julio de 2006 y diciembre de 2007, el general Rodríguez comandó el batallón Magdalena (9na brigada) que, según la Fiscalía, habría cometido 7 presuntas ejecuciones en 2006 y 25 en 2007”.

Asimismo, cuestionó al general “Miguel Eduardo David Bastidas, quien será el nuevo Jefe de Estado Mayor de Planeación y Políticas. El general David Bastidas ha estado bajo investigación por abusos ocurridos en 2004 y 2005, mientras era el segundo comandante del batallón Jorge Eduardo Sánchez (Cuarta Brigada)”.

Los ascensos fueron votados y aprobados en su momento por el Senado de la República, donde el ministro Carlos Holmes Trujillo abogó por la presunción de inocencia y las “impecables hojas de vida” de los militares.

Acá los demás tuits con la información que compartió Vivanco: