El aumento sostenido de casos de COVID-19 en el país, que registra un total de 5.117 casos nuevos solo en las últimas 24 horas, y el retroceso a cuarentena de 28 comunas del país, han generado una serie de consideraciones sobre las decisiones que deberán tomarse para controlar la pandemia. En ese contexto, el exministro Jaime Mañalich abrió la posibilidad de aplazar o suspender las elecciones de alcaldes, concejales, gobernadores y convencionales constituyentes.

“Si la situación no mejora en forma importante durante esta semana y se mantiene estable y para qué decir si empeora, yo creo que hay que abrir una conversación muy seria respecto a este paquete de elecciones de abril, lo digo con mucha prudencia, porque se puede prestar de nuevo para malas interpretaciones”, dijo el médico y exministro en conversación con T13.cl.

Según Mañalich, un efecto importante de la baja afluencia de gente por precaución de contagio puede ser la falta de legitimidad de los resultados. “La gente de alguna manera que decide libremente no ir a votar, delega en otros la decisión en lugar de ellos, pero si efectivamente la oportunidad de ir a votar se ve mermada por un temor de la ciudadanía, sobre todo los adultos mayores, a contagiarse, esa suerte de delegación del voto voluntario se pierde y podríamos meternos en un enredo mayúsculo si la concurrencia de votantes respecto al padrón electoral es demasiado baja y generar una discusión tremenda sobre la legitimidad de este proceso”, afirmó.

Considerando que, a partir del jueves, 28 comunas en el país entran en cuarentena, la presidenta del Colegio Médico, Izkia Siches, no descartó la idea. “Si estamos en un contexto en que nuestro país cae en un confinamiento total, donde no están permitidas las actividades cotidianas, o sea, no podemos ir a ninguna parte, ni a trabajar, se comprende que uno no puede ir a votar”, señaló la doctora al sitio Ex Ante.

A juicio de Siches, el momento para decidir es “dos semanas previas a la elección, que es cuando podemos hacer una predicción más clara”. Sin embargo, la presidenta del Colmed precisó que, antes de considerar esta posibilidad, La Moneda debe trabajar para bajar la cantidad de casos. “En este escenario epidemiológico el mayor esfuerzo del Gobierno, más que correr las elecciones, debería estar en bajar los casos. Hay muchas cosas que el Gobierno debe hacer todavía para poder intentar contener y para que efectivamente se puedan desarrollar las elecciones”, afirmó.

Por ahora, desde el Ejecutivo, el ministro de Salud, Enrique Paris, entró a este debate, respondiendo que “nosotros, desde el punto de vista sanitario, lo que hemos hecho y lo hicimos en el plebiscito, es colaborar con el Servel en la fabricación de los protocolos de cumplimiento de las normas sanitarias durante la votación”, dijo en el informe de hoy lunes.

Paris recordó que la decisión final no le corresponde a su ministerio. “Si durante esta votación se cumplen los protocolos sanitarios, creo que no va a haber ningún problema, así como no hubo ningún problema en el plebiscito. Pero el Ministerio de Salud no es el llamado a modificar las normas de votación o electorales. Eso tiene que ser conversado entre el Ejecutivo, el Legislativo y el Servel”, puntualizó.

El secretario de Estado confía en que se repitan los mismos cuidados sanitarios que dieron resultado durante el plebiscito. En tal sentido, sostuvo que “nosotros vimos que, a consecuencia del brillante manejo del plebiscito, no ocurrió ningún problema, así que esperamos que en esta ocasión tampoco tengamos problemas. Ahora, la situación epidemiológica es diferente a la del plebiscito y obviamente nos preocupa, pero llamamos a que la gente se cuide, vaya con tranquilidad a votar, respete el distanciamiento, y no creo que ocurran problemas si cumplimos el protocolo sanitario”, afirmó.