“Asparagus” es una sorprendente fantasía que nos lleva a un mundo de apariencia infantil y de brillantes colores, parecido a una casa de muñecas que ha cobrado vida. La mayor parte de la película se centra en una chica sola en su casa, pero este aparentemente benigno ambiente tiene un extraño e inquietante trasfondo. La chica (cuya cara nunca vemos con claridad) se nos muestra mientras explora el interior y el exterior de la casa. Aparecen imágenes dentro de otras imágenes que constantemente nos confunden, junto con imaginería abiertamente sexual. Todo esto sugiere un mundo de pesadilla, experimentado por una joven que se prepara para abandonar el hogar y aventurarse sola en el peligroso mundo exterior.